Astérix en los Juegos Olímpicos

Astérix en los Juegos Olímpicos

divendres, 15 de febrer de 2008

Astérix en los Juegos Olímpicos (Astérix et Obélix aux Jeux Olympiques) es una película francesa de Frédéric Forestier y Thomas Langma basada en el cómic homónimo. Se ha estrenado el 8 de febrero de 2008. En ella aparecen actores españoles como Santiago Segura y Elsa Pataky, y otros conocidos como Gérard Depardieu, Alain Delon y Clovis Cornilla
En el pequeño pueblo de los irreductibles galos no sólo se persigue a los romanos y los jabalíes. También se persigue al amor... Alafólix, joven guerrero intrépido y romántico, está enamorado de la sublime princesa griega Irina. No retrocediendo ante ninguna locura, Alafólix ha osado desafiar a Brutus, el cruelísimo hijo de César, que también compite por el favor de la princesa. De esta forma, los dos competirán en los Juegos Olímpicos por la mano de la bella Irina. Astérix, Obélix, y Alafólix, cargados con la famosa poción mágica de Panorámix competirán e irán pasando todas las pruebas para dar una buena lección al César. Nuestros héroes se encaminan a Grecia con la moral muy alta para participar y, sobre todo, ganar. Pero una vez llegan al estadio todo se complica: el reglamento olímpico prohíbe todo tipo de poción. Nuestros amigos no tendrán más remedio que medirse a atletas extremadamente preparados sin la magia de Panorámix. Sobre todos ellos, tendrán que enfrentarse a Brutus, tenedor de todas las posibilidades para ganar los Juegos Olímpicos, la mano de la princesa Irina y el mismísimo trono de su padre. La inteligencia de Astérix, la fuerza de Obélix y la intuición de Idéfix no serán suficientes para subir al fogoso Alafólix a los más alto del podio.

Astérix en los Juegos Olímpicos

El planeta se enfrenta a una gran amenaza. Coincidiendo con la peor sequía que hemos vivido, un grupo de malhechores está terminando con todas las reservas de agua que quedan en la tierra.
Los mejores agentes secretos del mundo se reúnen urgentemente, pero ni siquiera cuentan con una pista. Para acabar de empeorar las cosas, el malvado Botijola (Carlos Santos) planea atentar contra esa reunión, para acabar así con todos los agentes. Su intención no es otra que convertir la bebida que lleva su nombre en el sustituto del agua. Para ello, intentará también secuestrar al alocado Profesor Bacterio (Janfri Topera) y conseguir que trabaje para él.
Sin embargo, hay dos cosas con las que Botijola no contaba. Por un lado, que Bacterio, antes de ser secuestrado, escondió las piezas de su invento en distintos momentos históricos, utilizando la máquina del tiempo. Por otro, que hay dos de los agentes internacionales que no acudieron a la reunión saboteada, dos agentes que van a convertirse en la única esperanza del mundo: Mortadelo (Eduard Soto) y Filemón (Pepe Viyuela) que, tendrán que dejar de lado sus anteriores disputas para volver de nuevo a la acción.
Gracias a sus continuos viajes en el tiempo y a la inestimable ayuda de Ofelia (Berta Ojea), los dos agentes conseguirán solucionar sus diferencias y salvar al mundo... Más o menos... porque ya se sabe que éstos tipos...

Mortadelo y Filemon: Misión salvar la Tierra